“La Actitud Mental Positiva: Un Camino Hacia El Éxito” (Success Through a Positive Mental Attitude) [LIBRO RESUMIDO]

Por Napoleon Hill

La Actitud Mental Positiva: Un Camino hacia el Éxito (1960) muestra cómo alcanzar la vida de tus sueños al desarrollar una actitud mental positiva. Cerca al final del siglo veinte, a petición de Andrew Carnegie, uno de los hombres más rico de su tiempo, Hill entrevistó a cientos de personas famosas y exitosas en un esfuerzo por descubrir el secreto del éxito. Este libro es uno de los resultados de sus descubrimientos.

Napoleon Hill (1883-1970) fue un autor Americano. En 1937, publicó su icónico libro de auto-ayuda Piense y Hágase Rico, el cual vendió más de 60 millones de copias.


Conocimiento clásico para alcanzar todo lo que quieras

Ve a tu librería más cercana y chequea la sección de auto-ayuda. Probablemente encontrarás filas de filas de títulos. El mercado de auto-ayuda y auto-mejora es realmente masivo – porque las personas quieren saber verdaderamente qué los hará mejores y más exitosos.

Y aún así, de los miles de títulos, sólo unos cuántos se convierten en clásicos. La Actitud Mental Positiva: Un Camino hacia el Éxito es uno de ellos.

A pesar de ser concebido alrededor de 1950, las ideas del libro permanecen relevantes al día de hoy. Te muestran cómo puedes convertirte en un éxito, tan sólo adoptando una manera positiva de pensar. Este resumen resalta algunas de esas ideas. Continúa y empieza tu viaje hacia una nueva y exitosa vida.


Alcanza tus metas desarrollando una actitud mental positiva.

Para muchos de nosotros, el éxito una cuestión misteriosa. ¿Es el resultado de condiciones favorables sobre las cuales no tenemos un verdadero control? ¿Tiene que ver con conocer a las personas correctas, o estar en el momento correcto? No, no y no. De hecho, el éxito es sobre tener una actitud mental positiva (PMA, por sus siglas en inglés).

El nivel de tu éxito se corresponde directamente a si nutres tu PMA, o a su rival, tu actitud mental negativa (NMA).

Las personas con PMA son imanes del éxito. Ven la vida con optimismo, y no les importa los fracasos o los errores; de hecho, ellos ven las fallas como oportunidades. Para alguien con una PMA, cada fracaso es un paso que te lleva más cerca a una solución.

Debido a que no le temen al fracaso, estas personas no temen seguir intentando, incluso si el éxito parece inalcanzable. Están ansiosos por intentarlo una vez más, y hambrientos por la auto-mejora. Aquellos con una PMA alcanzan la grandeza porque se comprometen a cumplir nuevas metas y ascender a nuevas alturas.

Por ejemplo, Henry Ford, un ejemplo de lujo de un hombre con una PMA. Él quería desarrollar un motor V8 barato que encaje en la producción masiva. Hasta ese momento, motores de ocho cilindros se habían usado sólo en coches de lujo, y los ingenieros de Ford criticaban su sueño, alegando que era imposible. Sin embargo, él continuó luchando por su idea, y luego de un año, alcanzó lo inalcanzable: la producción en masa del prototipo V8.

El V8 fue un éxito masivo, fue la innovación que estableció la marca Ford, convirtiéndolo en uno de los hombres de negocios más exitosos de la historia. Y todo gracias a su PMA.

La buena noticia es que nunca es demasiado tarde para mejorar tu perspectiva mental. Cualquiera que empiece a trabajar a la edad de 25 trabajará aproximadamente 100,000 horas antes de retirarse cerca de la edad de 67. Esto significa que tienes mucho tiempo para empezar a cultivar tu PMA.


“El más grande secreto del éxito es: no hay secreto”.


Una PMA te permite ver los problemas como oportunidades para el éxito.

El éxito es siempre sobre confrontar y solucionar problemas. Tan sólo piensa en las mentes y magnates de negocios más grandes de la historia: tras cada gran invento o innovación había un problema que alguien enfrentaba e intentaba resolver.

Es precisamente nuestra actitud mental la que dicta cómo manejamos los problemas. Cuando te encuentras con un reto, ¿te resignas al fracaso y alzas tus manos en signo de rendición, o encuentras lo positivo en el problema y lo tomas por las astas para solucionarlo?

Obviamente, aquellos que tienen éxito adoptan una PMA y por tanto toman un enfoque más productivo.

Por otro lado, aquellos con una NMA no cumplirán sus objetivos, ya que aceptarán la derrota al primer percance; cuando su prototipo falle, por ejemplo, o cuando un potencial inversor decida ya no apoyarlos.

Las personas que se preocupan por desarrollar su PMA ven los obstáculos como un reto a ser superado. Así, en vez de rendirse, intentan cada vez con más ahínco. Esta reacción es conocida como insatisfacción inspiradora, y aquellos que la tienen la usan para alzarse por encima de las situaciones incluso más desesperadas e irremediables.

Incluso los tiempos de servicio pueden ser una oportunidad positiva, como un hombre llamado Charlie Ward nos enseñó. Durante su tiempo en prisión, Ward fue capaz de cambiar su NMA a una PMA. Este cambio hizo que se ganara el respeto tanto de los otros reclusos así como de los guardias, y ascendió en la jerarquía de la prisión. Durante este tiempo, conoció al industrialista Herbert Bigelow, quien estaba con tiempo de servicio por fraude tributario. Bigelow estaba tan impresionado por Ward que le prometió un trabajo decente luego de que fuera liberado. De esta forma, cuando Ward cumplió su condena, consiguió dicho trabajo. Además, luego de la muerte de Bigelow, Ward se convirtió en el CEO de la compañía y murió siendo millonario.

Entonces cualquier problema, sea profesional o personal, puede ser superado con una PMA.


Sólo puedes ser exitoso si evitas la miopía e hipermetropía mentales

Tal vez hayas aprendido a vivir con una especie de discapacidad visual. ¿Pero qué pasaría si sufres de miopía (no poder ver lejos) o hipermetropía (no poder ver muy cerca) mentales? Esta mentalidad disfuncional impedirá tu camino al éxito.

¿Entonces qué es la miopía mental? Significa que no eres capaz de ver las posibilidades que están en tu futuro. Quizás fallas en entender la importancia del planeamiento y de tener objetivos por alcanzar, o desperdicias toda tu energía enfrentando problemas que están justo al frente tuyo, y no puedes ver el panorama más grande de la situación.

Pero el ser capaz de planear para el futuro es una de las más grandes ventajas de la evolución.

Tomemos como ejemplo a Dick Pope, un hombre que no estaba cegado por la miopía mental. Pope vio una oportunidad de construir una atracción turística en las tierras de cultivo alrededor del pueblo de Winter Haven, en Florida, donde otros no vieron nada más que un desolado pantano. Así, compró un viejo pantano de ciprés y lo convirtió en la ahora famosa Jardines de Ciprés. También ofrecía equipamiento de fotografía y consejos gratuitos al tomar fotos, dándoles a los turistas el placer de volver a casa con maravillosas fotografías para mostrar a sus amigos, y así pasar la voz sobre los jardines.

Y no sólo es la miopía la que afecta tu éxito: las personas con hipermetropía tienen problemas también.

Estas personas quieren saltar inmediatamente a la cima. Sueñan con el futuro pero olvidan el trabajo en las cosas que necesitan para llegar ahí. Por consecuencia, fracasan en alcanzar sus objetivos y no toman las oportunidades que están al frente de ellos cada día.

Y esas oportunidades diarias son a menudo las más lucrativas. Considera el clip de papel o la nota de Post-It. Ambos son simples diseños para resolver un pequeño aunque extendido problema. Las personas que reconocen estos problemas del día a día pueden generar millones. Las personas con hipermetropía mental nunca comprenden esto.

Entonces, si quieres ser exitoso, debes darte cuenta de las oportunidades frente a ti, pero también planear en cómo quieres dejar tu marca en el mundo.


En conjunto a una PMA, también necesitas determinación.

Una PMA te da una sólida base para el éxito, pero debe estar acompañado por determinación y motivación. En vez de culpar por todos tus obstáculos al mundo, deberías prepararte para cambiarlo en un lugar donde quisieras vivir. Cuando te sientes determinado a marcar la diferencia, tu motivación se disparará, lo que te permitirá alcanzar nuevas alturas en tu vida.

Un ejemplo de alguien que personifica una determinación y motivación apasionada es el granjero Milo Jones. Debido a una enfermedad crónica, Jones quedó paralítico. A pesar de que su cuerpo no le servía más, su cabeza estaba trabajando horas extras y empezó a descubrir cómo lograr ciertas tareas de la forma más efectiva. Con esta motivación, determinación y PMA, él consiguió convertir su pequeña granja de maíz en un imperio que ofrecía las Jones’ Little Pork Sausages, que lo convirtió en un millonario.

Pero ten en mente que junto a tu determinación, también necesitarás tus objetivos.

Es mejor si escribes tus objetivos y les pones una fecha límite. Por ejemplo, anota qué quieres conseguir al final del año. Mientras más definas tus objetivos, más lucharás por ellos y más los alcanzarás.

Si tienes un objetivo particularmente desafiante, deberías separarlo en metas más pequeñas que puedas alcanzar en la siguiente semana o mes que apunten a cumplir tu objetivo final.

Así, por ejemplo, si tu sueño es aprender Español, un objetivo elevado podría ser hablarlo perfectamente, lo cual puede tomar años. Pero cuando es dividido en metas más pequeñas, como pedir tu primera cerveza exitosamente o leer una novela en Español, estos pequeños triunfos te ayudarán a mantenerte enfocado y motivado.


Ancla tus objetivos a tu subconsciente usando la auto-sugestión

Nuestras acciones son el resultado de nuestras decisiones conscientes, ¿cierto? Bueno, en realidad no es tanto así. Nuestra mente subconsciente también tiene una poderosa influencia sobre nosotros, afectando nuestros sueños, deseos o necesidades, así como manejando nuestro comportamiento.

Afortunadamente, podemos aprovechar este poder subconsciente y usarlo para nuestra ventaja usando la auto-sugestión. Con la auto-sugestión, podemos anclar los objetivos y deseos a nuestro subconsciente. Esto, a su vez, influenciará nuestros pensamientos y, por tanto, nuestra vida.

Sea para la salud, las finanzas o las relaciones, la auto-sugestión puede ayudarnos a alcanzar cualquiera de nuestros objetivos. Entonces, ¿cómo logras esto? Puedes empezar leyendo una oración en voz alta dos veces al día, por ejemplo acerca de cuánto dinero deseas ganar este año. Tu subconsciente recordará esto e influenciará tu mente consciente para buscar cosas que te lleven por ese camino, como nuevas oportunidades de trabajo.

El mismo método aplica para adaptar tu actitud mental. Si te dices a ti mismo que te sentirás más feliz cada día, este sentimiento ganará notoriedad y, después de un tiempo, tu actitud mental mostrará una gran mejora, y te sentirás más feliz.

Un hombre llamado Bill McCall era un maestro de la auto-sugestión. McCall vivió en Sydney, tenía 21 años, su negocio había fracasado y falló como candidato al Congreso Federal. En vez de admitir la derrota, él decidió usar el poder de la auto-sugestión: escribió que, en 1960, quería convertirse en un millonario. Después de algunos años de repetirse este objetivo a sí mismo, McCall se convirtió no sólo en el hombre más joven de la historia en convertirse en un miembro del Parlamento, sino en el gerente general de un corporativo de 22 compañías, además de también convertirse en un millonario.

Una vez que seas capaz de internalizar tu actitud mental positiva de esta forma y puedas usar la auto-sugestión efectivamente, estarás mejor equipado para superar cualquier obstáculo con determinación y optimismo.


Cambia tu comportamiento al cambiar tus hábitos

Hemos visto cómo podemos tener más control sobre nuestra mente, ¿pero y qué acerca de nuestro comportamiento? Las buenas acciones son las que nos hacen buenas personas, y mejorar la forma en la que actuamos es simple y llanamente una cuestión del correcto entrenamiento.

Sabemos que nuestros sentimientos influencian nuestras acciones. Pero lo contrario también es verdadero: nuestras acciones influencian nuestros sentimientos.

Entonces, al modificar nuestra conducta, podemos influenciar y cambiar nuestros sentimientos. Considera al Padre Fundador Benjamin Franklin. Franklin trabajó duro en mejorarse a sí mismo y a su comportamiento. Se forzaría a alterar su comportamiento por un período de tiempo, practicando abstinencia o frugalidad o moderación hasta que haya dominado esa virtud en particular. Una vez que se sentía competente en una virtud, se preparaba para dominar la siguiente.

Todos deberíamos tomar una hoja del libro de Franklin. Por ejemplo, si deseas tener una vida más moderada, practica la moderación por algunas semanas. No te excedas con comidas grasosas, y no te emborraches hasta perder la consciencia si ya te sientes bien luego de una copa de vino.

Al cambiar nuestro comportamiento de esta forma, nos cambiamos también a nosotros mismos. Y mientras más trabajemos en estas virtudes, más se convertirán en una parte de nosotros.

Puedes entrenar incluso tus preferencias. Digamos que quieres dejar de comer chocolate porque sabes que no es saludable. Podrías empezar por no tragarte dos barras cada vez que te sientas en el sillón para ver las noticias después del trabajo. Este simple cambio te hará sentir más saludable y ayudará a que prestes más atención a tus necesidades corporales. Eventualmente, realmente preferirás no comer ese chocolate.

También puedes entrenarte a ti mismo para dejar de procrastinar, al dirigirte directamente a trabajar en vez de estar inquieto por horas en actividades innecesarias. Tan sólo unas semanas después de hacer este nuevo comportamiento, se hará parte de tu personalidad y te preverá que tus malos hábitos saboteen tu vida.


Nunca te rindas y siempre busca por cualquier pieza faltante que pueda ayudarte en tu camino.

A menudo, nuestros planes no consiguen florecer debido a una última pieza del rompecabezas que anda perdida, la que te conseguirá la gloria y haría de tu proyecto un éxito inmenso. Las personas con una PMA saben que siempre necesitan estar en búsqueda de esta última pieza.

Toda persona que pueda ver su objetivo final en el horizonte debería detenerse y preguntarse a sí misma qué o cuál podría ser la última pieza. Si dejas que una actitud negativa se cuele en tu pensamiento, el fracaso estará asegurado. Pero si fallas, piénsalo y sé sincero contigo mismo, ¿qué más podrías haber hecho? ¿Y qué es ese algo especial que podría llevar tu proyecto incluso más lejos?

Los hermanos Wright fueron grandiosos al hacer precisamente esto. Ellos tuvieron éxito donde otros fracasaron porque poseían unas PMAs fuertes. En vez de desmoralizarse cuando sus diseños de avioneta fracasaban, ellos encontraron esa pieza perdida: ¡aletas movibles montadas en las alas del avión! Estas aletas permitían al piloto colocar las alas en varias posiciones y mantener estable al avión. Esta pieza pudo haber estado por siempre perdida si los hermanos hubieran tenido NMA, y sus sueños nunca hubieran visto la luz del día.

Cuando se busque por la pieza perdida, un enfoque no convencional es a veces el mejor enfoque. Cuando intentamos generar una lluvia de ideas, la mayoría de nosotros se sienta con un lapicero y papel y esperan que las ideas mágicamente desciendan hacia nosotros. Entonces, cuando nos distraemos, nuestra concentración se va y perdemos tiempo y potencialmente geniales ideas. Así que ¿por qué no intentar una ruta poco convencional y enfocar tu mente en su totalidad?

Por ejemplo, el inventor americano Dr. Gates solía encerrarse a sí mismo en un pequeño, oscuro y acústico cuarto para que pueda concentrarse en una solución a algún problema. Sólo cuando tenía una idea, prendía la luz y escribía una posible solución.


“Cuando buscas el éxito con PMA, te mantienes intentando”.


Motiva a otros al motivarte a ti mismo.

Cuando se trata de motivación, todos jugamos dos roles – estamos motivados por otros y, a la vez, motivamos a otros. Sin embargo, primero, necesitas ser capaz de motivarte a ti mismo.

La motivación es lo que gobierna tus decisiones; sin ella no harías ningún progreso hacia el éxito. Por tanto, es esencial en tu camino.

Para encender tu motivación, lista todas las cosas que quieres alcanzar así como cuándo quieres alcanzarlas, y luego ve fuera y cambia tus hábitos. Hay muchas formas de motivarse, pero la clave es simplemente mantenerse en movimiento. No te sientes a descansar luego de leer esto ni te digas que lo verás luego. ¡Párate! Y mientras tanto, ¿por qué no también intentar ayudar a alguien más?

Para un ejemplo maravilloso de la interacción e intercambio de la motivación, observemos las relaciones padre-hijo. Cuando son bebés, los niños motivan a sus padres a cuidar de ellos y los padres nutren a sus hijos cuidándolos y apoyándolos, lo cual genera confianza.

Thomas Edison, por ejemplo, estaba siempre rebosante por la confianza que su madre inculcó en él, ¡incluso cuando él era un estudiante malcriado e insubordinado! Ella se mantuvo al lado de su hijo, incluso cuando él estaba supuestamente fallando.

Para poder motivar efectivamente a alguien con la confianza, sea niño o adulto, debes dar a esa otra persona una fe activa. Esto es, realmente decirle a la otra persona que crees en ella y que tienen tu confianza y apoyo. Mantener simplemente una confianza pasiva no es motivador, ¡porque la persona no será capaz de detectarla! Entonces, si quieres que un empleado sepa que le estás asignando una tarea importante, habla con él. Di que el destino del proyecto está en sus manos porque se puede confiar en él.

Finalmente, como un bonus para motivar a otros, mientras más puedas ofrecer tu PMA a otras personas, más estas personas te retribuirán.


Resumen Final

El mensaje clave en este libro:

Una actitud mental positiva, junto a los hábitos correctos y el enfoque adecuado a tus objetivos, te ayudará a alcanzar cualquier cosa que te propongas hacer. ¡Y realmente eso es todo lo que hay para conseguir el éxito!

Consejo para actuar:

Intercambia tu NMA por una PMA.

¿De qué no te sientes feliz en tu vida? Si piensas que una actitud mental negativa es la razón tras tu insatisfacción, ¿por qué no haces pequeños y positivos cambios en tu pensamiento? Puedes empezar de manera pequeña, ajustando tu pensamiento en una área de tu vida, como el trabajo, ¡y empezar a escalar desde ahí!

Nueva lectura sugerida: Piense y Hágase Rico por Napoleon Hill

Cuando era joven, Napoleon Hill fue requerido por el magnate industrial Andrew Carnegie para investigar los métodos de las 500 personas más exitosas de su época, incluyendo los hombres más ricos del mundo, principales políticos, famosos inventores, escritores y capitanes de industrias. Para encontrar este resumen, háganoslo saber en cualquiera de nuestras redes, quizás ya lo tenemos.

 

Un comentario sobre ““La Actitud Mental Positiva: Un Camino Hacia El Éxito” (Success Through a Positive Mental Attitude) [LIBRO RESUMIDO]

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: