Cómo Sanar Hablándole a tu Cuerpo

Tus Células están Escuchando

“Cada parte de tu cuerpo tiene su propia consciencia o su propia alma”.

Estas palabras, dichas por curanderas indígenas, comenzaron mi viaje interior para descubrir la extraordinaria capacidad curativa del cuerpo humano.

Cuando me presentaron esta perspectiva, sufría de un severo trastorno de dolor crónico. De repente, me imaginé incorporando este concepto dentro de mi rutina de meditación.

Pensé: “¿mi cuerpo puede oírme?… ¿puedo hablarle para hacer que coopere en curar esta condición?”

Image-1-healing
¿Puede oírme mi cuerpo?

El Camino a la Libertad

Esa noche, después de alcanzar un estado de profunda calma a través de la meditación, internamente enganché a mi cuerpo en una conversación sincera, con esperanza, pero sin tener idea de qué esperar. Luego de alrededor de una hora de comunicación enfocada, algo increíble sucedió.

Mi piel comenzó a responder. Tejidos conectivos extraían y estiraban capas de tejidos cicatrizados. Los nervios se activaron y los músculos de mi pantorrilla empezaron a flexionarse y estirarse independientemente de mi control consciente.

Mientras esta respuesta continuaba, uno de los músculos de mi pantorrilla que había quedado paralizado por la condición neuropática – diagnosticada como Distrofia Simpático Refleja – volvió a la vida mientras sacudidas eléctricas recorrían todo el área.

Mi corazón palpitaba mientras me daba cuenta que el camino a mi libertad de esta condición finalmente había comenzado.

Calf-Image
Los nervios se activaron y los músculos de mi pierna comenzaron a ejercitarse fuera de mi control consciente.

Indicaciones para Sanar Dinámicamente

Con conocimientos en acupuntura y medicina Oriental, yo sabía muy bien qué tan frecuente es el dolor crónico y me preguntaba qué implicaciones este fenómeno podría significar para tantos otros que lo estaban sufriendo.

Mientras continuaba haciendo progresos con mi condición, organicé mi enfoque en un sistema con el que pudiera enseñar a clientes, lo cual cambió mi visión profesional a la hipnoterapia.

Cuando instruía a mis clientes, les explicaba que una práctica regular de meditación es necesaria para entrenar al cerebro a que entre en los estados mentales alfa y theta. En estos estados, la comunicación entre la mente consciente y el cuerpo físico se ve radicalmente mejorada.

Image-4-healing
Una práctica regular de meditación es necesaria para entrenar al cerebro.

He encontrado que cuando se da la comunicación, hay tres pasos claves para conseguir la cooperación del cuerpo:

  • Dirígete a tu cuerpo con genuina compasión, comprendiendo que está compuesto de células conscientes que experimentan emociones.
  • Desarrolla confianza al comprometer a tu cuerpo en conversaciones mentales sobre tu deseo de que ambos cooperen y superen alguna dolencia.
  • Permite cambios en la conversación usando pensamientos y palabras diferentes que provoquen fuertes emociones espontáneas.

De mi experiencia, las instrucciones antes descritas son necesarias para alcanzar respuestas de curación dinámica en el cuerpo.

Health-Image-
Se puede lograr respuestas de curación dinámica en el cuerpo.

La Fuerza de la Intención Humana

Hace poco me crucé con un grupo similar de factores que fueron descubiertos por el investigador Cleve Backster, que pasó 36 años estudiando la biocomunicación en las células de plantas, animales y humanos. Él se refería a estos factores como intención real, sintonización y espontaneidad.

Backster, antiguo especialista de interrogación para la CIA, escribió, en su libro Percepción Primaria, sobre el momento cumbre que lo llevó a su real trabajo en este mundo.

Ese momento cumbre ocurrió una mañana de Febrero de 1966 cuando decidió monitorear la planta Dracanea en su laboratorio, utilizando equipamiento poligráfico.

Image-healing-plant
Cleve Backster pasó 36 años estudiando la biocomunicación en células de plantas, animales y humanos.

Conectó los electrodos a una hoja y comenzó a pensar sobre las maneras en que podría inducir un surgimiento de actividad eléctrica en la planta. En los humanos, este surgimiento de actividad eléctrica está asociado con emociones intensas.

De repente, se imaginó quemando a la hoja electrodada. En el mismo instante que esta idea entró a su mente, el lapicero del polígrafo se disparó al techo del cuadro, mostrando una reacción extrema de parte de la planta.

Asombrado, caminó hacia el escritorio de su secretaria para sacar una caja de fósforos mientras consideraba la posibilidad de que esta planta había detectado de alguna forma la fuerza de la intención humana.

Burning-leaf
La planta reaccionó a la idea de ser quemada.

¿Pueden las Plantas Sintonizarse con sus Principales Cuidadores?

Cuando regresó con los fósforos, la planta seguía todavía mostrando los altos niveles de reacción que interferían con los límites o cambios adicionales en el cuadro. Backster decidió “quitar la amenaza” cuando volvió a dejar los fósforos en la mesa.

En este momento, el cuadro mostró una tendencia descendiente mientras la planta comenzaba a calmarse, aparentemente. Cuando Backster intentó repetir los mismos resultados al pretender quemar la planta, no hubo reacción. La planta pareció sentir la diferencia entre la intención real y la artificial.

Eventualmente, descubrió que las plantas se adaptan a sus cuidadores principales, respondiendo a sus emociones positivas y negativas, y a su retorno luego de estar ausente por un tiempo. Los hallazgos del cuadro también mostraron que las plantas priorizan las emociones de sus principales cuidadores por encima de las emociones de otros alrededor.

Image-garden-healing-2
Las plantas priorizan las emociones de sus principales cuidadores sobre las emociones de otros.

Señales de Consciencia

Backster luego expandió su investigación para incluir a las células humanas en la comprobación de señales de consciencia.

Recopiló células de glóbulos blancos de donantes, las electrodó en un tubo de ensayo y luego registró las reacciones de las células mientras los donantes experimentaban diferentes estados emocionales. Encontró que emociones espontáneas eran necesarias con el fin de permitir una reacción eléctrica en las células.

Por ejemplo, si una donante se forzaba a sentir una emoción, las células no respondían. En cambio, cuando ella recibía una estresante llamada telefónica de su hija, las células reaccionaban significativamente.

Backster notó que la distancia parecía ser irrelevante en estos experimentos. Por ejemplo, un donante dejó sus células electrodadas en el laboratorio, y luego mantuvo un detallado registro de cualquier emoción estresante que sintiera en su viaje a casa en otra ciudad, como desviarse en la carretera, esperar en una larga fila en el aeropuerto, y el aterrizaje de su avión.

Después, sus incidentes fueron comparados con el cuadro que grababa las células, y se descubrieron fuertes correlaciones entre el tiempo de eventos estresantes y las reacciones eléctricas de las células. El cuadro se calmó de nuevo cuando el donante llegó a casa y se fue a dormir.

01-human-cells
Las emociones espontáneas o genuinas fueron necesarias para permitir una reacción eléctrica en las células.

Pura Habilidad Creativa de Curación

Estos experimentos se llevaron a cabo mientras se utilizaban equipos que eliminaban la radiación electromagnética – la energía usual usada para la transmisión de la información. Las células se comportaron como si las pantallas no estuvieran ahí, sugiriendo que esta comunicación es llevada por un campo aún no identificado por la ciencia convencional.

Algunos científicos creen que el mayor desarrollo de la física cuántica podría ayudar a guiarnos y entender este campo que comunica las intenciones emocionales entre los seres vivos. El Nexo Cuántico es un proceso donde dos partículas de materia que han interactuado una con otra, se comportan como si siguieran conectadas luego de ser separadas por muchos kilómetros.

Cuando se hace un cambio energético a las propiedades (posición, momento y giro rotacional) de una de las partículas, las propiedades de la otra lejana partícula cambiarán en el mismo instante.

Quantum-Entanglement
Nexo Cuántico – dos partículas de materia aún se comportan como si estuvieran conectadas.

Este fenómeno científico y la investigación de Cleve Backster, apunta al concepto Oriental de la unidad – la perspectiva de que toda la naturaleza es interdependiente. Las culturas ancestrales entendieron esta interconexión como un campo de energía universal viviente que sostenía la vida mientras guiaba la evolución de la consciencia a través del universo.

Las técnicas de meditación implantadas en mi práctica llevaron a sincronizar mi mente con este campo. La energía de este campo es, entonces, enfocada en un evento físico sanador a través de la intención real y clara – resuelta a través de una conversación que evoque emociones espontáneas – y sincroniza el cuerpo físico con la mente consciente.

Este método al que llamo Antara (Sánscrito para “interior”), le permite a uno experimentar la habilidad pura y creativa de la sanación, generada por una alianza de la mente y cuerpo con este campo vivo de energía universal.

[Traducido del artículo “How to Heal Yourself by Talking to Your Body”].

Un comentario sobre “Cómo Sanar Hablándole a tu Cuerpo

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: